Tras Marvels

Busiek y Ross crearon un nuevo subgénero dentro del cómic superheroico con Marvels. Ese estilo consistente en recrear la historia del universo marveliano a través de los ojos de la gente corriente  de manera visualmente realista, apostando  por mezclar los dramas personales con ecos de odiseas marvelianas como telón de fondo.

594758-marvel-25-mejores-comics
Las obras que aprovecharon este estilo, rápidamente fueron denostadas por la critica al ser acusadas de oportunismo. Estos cómics han pasado mas desapercibidos pero sin llegar a la calidad de la obra en la que se inspiran siguen siendo tebeos entretenidos y que arrojan nuevas miradas al pasado Marveliano.

marvelsfeatured
El veterano Chuck Dixon guionizó en 1997 “Codigo de Honor:Proteger y servir en el Universo Marvel”. Esta miniserie con gran influencia de series televisivas como “Canción triste de Hill Street” o “Policías de Nueva York”  narraba la vida de un policía de color a lo largo de las décadas, su vida  personal  y  profesional se condiciona fuertemente a raíz de un encuentro con Kingpin, y la historia sigue el mismo patrón que la obra de Busiek: una vida anónima como eje central y su interacción con diversos acontecimientos de tipo histórico, tanto a nivel real como a efectos de la compañía. Ilustrada por Tristan Shane y Brad Parker fue muy criticada en su día por el supuesto abuso de la técnica fotográfica. Sin ser una obra maestra era un recorrido ameno de otras historias o pasajes marvelianos que no han tenido tanto eco.

44652-7282-51700-1-code-of-honorEn 1998 aparece “Conspiración”. Esta miniserie aprovecha el éxito de  Expediente X. La producción de Chris Carter había puesto de moda el género “Conspiranoico”, tramas donde a menudo el gobierno estaba implicado en temas sumamente escabrosos como los alienígenas, la experimentación humana o las actividades ilegales de los servicios secretos. Esto sirve como base para postular una teoría sobre el origen del Universo Marvel  donde los poderes fácticos jugaron con la radiactividad y utilizaron científicos trastornados para crear hombres con poderes como armas en plena guerra fría. Dos números guionizados por Dan Gabinete con el arte de Igor Kordey en una trama muy entretenida con los agentes de Shield persiguiendo a un ex militar que oficialmente esta mal de la cabeza..o tal vez sabe demasiado.

conspiracionfEstas miniseries son el exponente de como el éxito de un título propicia a su vez nuevos títulos que son desdeñados rápidamente en base a esa supuesta influencia o forma oportunista que tiene una compañía la hora de seguir explotando la original a través de historias que la recuerden. Esto resta objetividad a la hora de valorar estos tebeos que han pasado muy inadvertidos sin ser ni muchísimo menos de lo peor que dieron los 90..

Oskar Kaos

Deja un comentario