‘Game Night’, una noche fuera de control

Jason Bateman vuelve a lo que mejor sabe hacer en ‘Game Night’ (Noche de Juegos), la comedia gamberra e irreverente. El filme dirigido por los directores de ‘Vacaciones’ -aquel remake y secuela de la saga Griswald con Chevy Chase- John Francis Daley (‘Vacaciones’) que aquí también se guarda un papel, y  Jonathan Goldstein nos presentan una cinta LLena de humor grueso y desenfrenada.

Jason Bateman interpreta a Max y a Annie (Rachel McAddams), dos locos de los jeugos de mesa que no sólo se enamoran ya caban juntos, sino que celebran en su casa todas las semanas una noche de juegos con sus amigos, Ryan, Michelle y Kevin. Sin embargo, excluyen a Gary, el marido de una de sus amigas ya que no les despierta simpatía, esto cambiará con la aparición de Brooks (Kyle Chandler), el hermano de Max y que les tiene preparado su propia versión de la noche de juegos.

A partir de esta premisa Goldstein y Daley sientan las bases para un filme lleno de engaños y donde nada es lo que parece. Una tranquila velada que acaba convirtiéndose en  noche sin control donde  habrá secuestros, competiciones, engaños tiroteos, y hasta falsos criminales. Si algo destaca de la película es la maestría de ambos  directores para trasladar al espectador desde lo que es una aparente y sencilla maqueta al escenario en el que transcurre la acción.

A medio camino entre las buddy movies de acción y el gamberrismo de ‘Cómo eliminar a tu jefe’, el filme consigue en 96 minutos lo que otros títulos de corte similar no: Entretener y divertir al espectador hasta el final, incluyendo una sorpresa al final de la película.

Si al sentido del humor nos referimos, además de las hilarantes situaciones repletas de surrealismo en algunos momentos, resulta curioso cómo todos los personajes son cinéfilos hasta la médula. Y es que, su guionista, Mark Pérez -relativamente nuevo en este mundillo, suyo es el guión de ‘Los casos de Frank McKlusky’ o ‘Admitido’- introduce con gran habilidad referencias a una cantidad ingente de títulos con diálogos que son desternillantes. Ojo al momento Denzel Washington.

Bateman se siente agusto en este tipo de filmes, mientras que McAddams aunque tiene en su haber varias comedias, aquí no sólo se la ve cómoda, también se desmelena y se atreve con un papel más irreverente, siendo la química entre ambos intérpretes uno de los puntos fuertes del filme que llega a las pantallas el 27 de abril.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto:
Leer entrada anterior
Muere Arthur B. Rubinstein a los 80 años

El compositor americano Arthur B. Rubinstein ha fallecido de cáncer el día 23 de Abril...

Cerrar