Ant-man y la Avispa, un interludio muy divertido hacia Vengadores

El pasado miércoles 4 de julio, se estrenaba en cines españoles la secuela de Ant-man, película que se encuentre a caballo tras Capitán América: Civil War y la recientemente exitosa Vengadores:; Infinity War. Hace unos días os hablamos de quién era el Hombre Hormiga, y hoy os traemos la crítica de una de las películas más divertidas de Marvel Studios.

Tras los sucesos ocurrido en Capitán América: Civil War, Scott Lang se encuentra bajo arresto domiciliario. Mientras que cuida de su hija Casey, a causa de un extraño sueño hace que vuelva a unirse de nuevo a Hank Pym y su hija Hope. Pero ahí no acaba todo ya que deberán hacer frente a varios enemigos que quieren robar la tecnología Pym para sus porpios beneficios. ¿Conseguirá Scott salvar a sus amigos?

La película desde el primer momento deja muy claro que es una secuela al más puro estilo de la primera cinta del hombre hormiga. Contando con el elenco de la anterior cinta, sumando grandes nombres al Universo Cinematográfico de Marvel, consigue ofrecer una película muy llamativa por su reparto. Y por no hablar de sus promociones en redes sociales, que están siendo muy buenas.

Pero centrándonos en los que nos incumbe, Scott Lang tiene que lidiar con gente a la que ha defraudado en el pasado, mientras que a la vez no puede salir de su casa debido a la orden de arresto a punto de cumplirse. Y como todo héroe, no puede evitar unirse a la acción. Aunque lo más importante, que le marcará en cierta medida es la confianza que tenía con ciertas personas antes de meterse en líos de mayor magnitud.

El desarrollo es bastante fluido, de forma que el ritmo es bastante divertido y ameno. Además, los diálogos ayudan mucho a sobrellevar varias escenas con los chistes típicos que ya se pudieron disfrutar en Ant-Man. Las escenas están muy bien conectadas, destacando sobre todo en esta ocasión el juego de tamaños de los protagonistas. Como ya se pudo ver en la primera película, el tamaño jugaba un papel que ahora se ha visto potenciado con la Avispa. Evangeline Lilly demuestra que es una superheroína brillante, que se vale por sí misma y que podría hasta tener película propia si nos paramos a pensarlo.

De hecho, el dúo Ant-Man y la Avispa es bastante gracioso a la par que generan conflictos entre ellos. Son una pareja que trabajan muy compenetrados, a pesar de tener diferencias ya no solo en el estilo de combate, si no en el pasado. Y es algo que no pueden olvidar. No obstante, me gustaría remarcar el look de Hope Van Dyne en esta cinta, que mejora mucho a la primera. Porque ya no hablemos del genial traje de Avispa, que en cuanto se lo enfunda, Lilly aporta grandes dosis de acción en escenas de combate muy buenas.

Mientras tanto, recordemos que hay personajes secundarios como Luis y sus socios, o bien la “familia” de Scott, que siempre están ahí para cualquier cosa que necesite. A pesar de eso, no le será nada fácil llevar una doble vida jugando al gato y al ratón estando de arresto. Por otra parte,, se añaden al elenco Michelle Pfeiffer como Janet Van Dyne, cuyo personaje tiene un peso trascendental en la peli; Laurence Fishburne como Bill Foster junto a Hannah John-Kamen que interpreta a Fantasma. Estos últimos personajes serán importantes en cuanto a la trama principal, y mejor que lo descubráis por vosotros mismos, que seguro que os gustará.

La banda sonora sigue acorde a lo ya escuchado, haciendo uso también de temas conocidos para la sintonía del pequeño gran héroe, y además hace muy amena la película. Seleccionando temas musicales bastantes rítmicos de música latina, la película tiene siempre esa atmósfera de estar entre dos aguas. Y ya para terminar os recordamos que hay dos escenas post-créditos que prometen….

 

Un comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.