Burt Reynolds, el eterno caradura

Burt Reynolds, el eterno caradura

¡NO! No es que Burt Reynolds fuese un jeta, sino que sabía muy bien como explotar esa imagen de pillo y bribón que cuadraba con el aspecto de galán y tipo duro. Claro ejemplo de ello son algunas de sus películas como ‘Los Caraduras’ o ‘La Casa más divertida de Texas’.

Burt Reynolds protagonizó multitud de éxitos y se atrevió con todo tipo de géneros, coqueteó con la animación en ‘Todos los perros van al cielo’,  puso voz  a un personaje en ‘Duckman’. También trabajó con actrices de la talla de Raquel Welch, compartió pantalla con Dolly Parton y aunque, ha hecho más cine que otra cosa, ´probó las mieles de latelevisión con series de corte fantástico como ‘De otro mundo’.

No obstante, y aunque empezó a trabajar en los 60 y a finales de la misma década co-protagonizó ‘Los 100 rifles’, su momento de gloria llegaría en los 70 con filmes como ‘El turbulento distrito 87’ en 1972 donde volvería a coincidir con Raquel Welch , año en el que también se pondría a las ordenes de Woody Allen en ‘Todo lo que usted siempre quiso saber sobre el sexo* pero nunca se atrevió a preguntar . Más tarde, en 1975 interpretaría a W.W. Bright  en ‘Un caradura simpático’ junto a Jerry Reed, precursora dos años antes de la mítica saga ‘Los caraduras’.

Pero Reynolds también protagonizó otra trilogía loca. Y decimos loca porque claró está, fue la estrella indiscutible en 1981 de ‘Los locos del cannonball’. Una de las cintas más divertidas en lo que a carreras de coches respecta y en la que participaron actores como Jackie Chan, Roger Moore, Farra Fawcett o Dom De Luise, con el que hizo dueto en 1978 con ‘De miedo también se muere’.

los locvos del cannonball concdecultura

En 1981 también protagonizó ‘La brigada de Sharky’ junto a Vittorio Gassman (Sleepers) , dos años después pondría punto y final a su «Bandido’ en la tercera entrega de ‘Los caraduras’ y en 1984 realizó la segunda parte de ‘Los locos del cannonball’. Ya en la década de los 90, participó en filmes muy curiosos como la poco reivindicada ‘Frankenstein y yo’ o, la genial y también casi desconocida para el gran público, ‘Encantado de matarte’ , dirigida por Larry Bishop (Hell Ride) en 1996.

En 2005 tuvo un simpático cameo en el remake de ‘Dos chalados y muchas curvas’, que adaptaba la televisiva ‘Dukes of Hazzard’, interpretando a Boss, y el guiño de su coche, era un homenaje a ‘Los caraduras’.  El otro fue de secundario en ‘El clan de los rompehuesos’ que protagonizó Adam Sadler que también era una nueva versión del clásico protagonizado por Reynolds en 1974.

Así pues, aunque Burt Reynolds nos haya dejado, siempre nos quedará su cine, sus locos, diferentes y extravagantes personajes con su extensa filmografía. Clásicos a reedescubrir y una nueva generación de espectadores que sin duda alguna, disfrutarán de sus películas. No sólo te echaremos de menos a tí y tu cine, también a tu peculiar bigote.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: