La amiga estupenda: viaje al Nápoles de los años 50

La amiga estupenda: viaje al Nápoles de los años 50

Por fin se ha estrenado la adaptación de uno de los éxitos literarios más importantes de los últimos años: La amiga estupenda. Una producción que ha generado mucha expectación y que, vistos los dos primeros capítulos, no decepciona y lo más importante: seguro que encantará a los fans de la saga escrita por la misteriosa Elena Ferrante.

Lo reconozco, no me he leído los libros la saga Dos Amigas, pero la serie ha conseguido despertar mi interés por varias razones: la buena pinta que tiene a nivel de producción y porque tiene ese aire que recuerda a grandes películas del cine italiano que tan bien reflejaron la sociedad y las costumbres de un país que en aquella época estaba plena posguerra.

Por si alguno anda también despistado y no conoce la historia, La amiga estupenda narra la amistad entre dos niñas, Elena (Lenù) y Lila, que son compañeras de clase y además viven en el mismo bloque de pisos en uno de los barrios más humildes de Nápoles. Ambas son las mejores de su clase y de alguna manera compiten la una con la otra hasta que finalmente se hacen amigas y viven sus pequeñas aventuras, siempre dentro de los límites de ese barrio que para ellas es su único mundo.

La amiga estupenda Elena Ferrante HBO

Y no es un mundo agradable, aunque lo veamos a través de los ojos de dos niñas inocentes y que aún no comprenden del todo la dureza de la situación en la que viven. Están rodeadas de violencia, la que ellas mismas sufren de manos de sus padres y la que ven cada día reflejada en los conflictos entre el resto de vecinos. Es aquí donde nos damos cuenta de que aunque la serie de primeras podría parecer un cuento, a veces, no lo es. Ese retrato crudo de la violencia, no solo física, es uno de los puntos fuertes de la serie, al menos en sus dos primeros episodios. No estamos ante una historia ñoña y simplona, sino ante algo bastante más profundo y dramático.

Vistos los dos primeros capítulos parece quedar claro que la serie no va a ir con prisas, se toma su tiempo para situarnos, mostrarnos el contexto en el que viven los protagonistas, cómo es su vida, qué situación familiar tienen, etc. Un ritmo pausado pero que no aburre, porque rápidamente quedas atrapado por el magnetismo que desprenden Lenù y Lila.

Acierto en el reparto y en la ambientación

La fuerza interpretativa de las dos protagonistas es otro de los pilares indiscutibles de la serie y es que ambas actrices, Elisa del Genio y Ludovica Nasti, son capaces de expresar mucho sin media palabra y eso es muy difícil de conseguir cuando los actores son niños. El resto del reparto está también muy conseguido y, aunque al principio puede resultar confuso conocer a tantos personajes y familias de golpe, seguramente con el paso de los capítulos acabemos conociendo perfectamente a cada uno.

Habrá que ver si según avance la serie los actores son igual de acertados ya que la historia narra esta amistad en varias décadas y e irán cambiando de actrices según vayan creciendo.

La Amiga Estupenda Elena Ferrante

Además hay que sumar el maravilloso trabajo de ambientación para recrear ese barrio humilde, triste, desolador, dominado por los grises y los colores apagados y oscuros, situado en medio de la nada para acentuar la sensación de aislamiento. Una estética que también se traslada al vestuario y a todo lo que entra dentro de cada plano. El mundo en el que viven Lenù y Lila es deprimente, pero ellas no lo son.

Y es que estamos ante una gran producción televisiva, que ha corrido a cargo de la RAI (la televisión pública italiana) y HBO y queda claro que han querido ser lo más fieles posibles a la novela. De hecho, Saverio Costanzo, creador de la serie, ha trabajado bajo la tutela de la propia Elena Ferrante, cuya identidad es un misterio. De hecho, Costanzo ha reconocido que ella ha estado muy encima del proyecto, revisando cada detalle al milímetro, ayudando a escribir los diálogos…pero todo a través de email o su agente.

En definitiva, estamos ante una serie que apunta maneras y que podría convertirse en uno de los títulos más interesantes del año con facilidad. Lo mejor, como ya he comentado antes, es el reparto y esa historia que recuerda al neorrealismo italiano que tantas historias interesantes nos ha dado. Podéis verla en HBO España. Os dejo el trailer y os recomiendo que la veáis en versión original, para no perderos el dialecto napolitano en el que está rodada en gran parte.

 

One thought on “La amiga estupenda: viaje al Nápoles de los años 50

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: