Una gamberrada buenrollera: ‘Little Monsters’

Una gamberrada buenrollera: ‘Little Monsters’

‘Litte Monsters’, uno de los grandes filmes que se pudieron ver tanto en Sitges 2019 como en el Nocturna Festival llega a los cines de la mano de Acontracorriente. Con un reparto encabezado por Lupita N’yongo , el siempre divertido Josh Gad y Alexander England nos traen una gamberrada buenrollera.

Los zombies. Esos simpáticos descerebrados muertos vivientes que acojonan cada vez que el público acude a ver una película protagonizada por estos seres o cuando ponemos de ‘The Walking Dead’ ,  en ocasiones son objeto de parodia o como recurso cómico en algunas cintas como ‘Zombies Party’ o ‘La divertida noche de los zombies’. Y en el caso de ‘Little Monsters’ podría decirse que son un alivio cómico para los espectadores y un elemento de acojone para los protagonistas.

‘Little Monsters’ comienza de una manera que nadie se espera. El filme arranca como si fuera la clásica dramedia romántica. Pero todo eso no es más que el prólogo de lo que se avecina y nos mete en situación para conocer a los protagonistas y entender un poco mejor el por qué son como son. Dave (Alexander England) y su sobrino Félix se ven envueltos en una serie de hilarantes y por momentos, dramáticas situaciones tras la ruptura del primero con su pareja, lo que derivará en que acabe viviendo en casa de su hermana y obligarse a pasar tiempo con su sobrino.

Tras empezar a conocer a su sobrino y liarla parda en un par de ocasiones con él , acaba metiéndose en una excursión junto a los compañeros de Félix y su profesora, Miss Caroline, de la que se enamrora perdidamente. Todo parece ir como debe, con sus más y sus menos hasta que un virus transforma a la gente en zombies. Y a partir de ese preciso instante el filme cambia a un survival lleno de escolares, Dave y Caroline tienen que convencer a los chicos de que todo va bien y todo es un juego. Esto propicia que dave madure, estreche lazos con su sobrino y también a descubrirse a sí mismo. Mientras, por su parte, Miss caroline, la dulce y encantadora profesora interpretada por Lupita N’yongo se torna como una salvaje heroina mata zombies a la que la actriz sabe sacar partido sacando su vis cómica sin llegar a sobreactuar.

Abe Forsythe, director del filme que ha trabajado más como guionista y actor con tan sólo un filme a sus espaldas en lo que a la dirección respecta ha sabido combinar perfectamente todos los elementos para crear un filme con elementos de terror, comedia, drama y un reparto de diez para su segunda cinta tras las cámaras.

Pero ojo, no os dejéis engañar, los zombies aquí, además de hilarantes no son más que una mera excusa para tratar de lo que va la película realmente: La madurez. Y lo hace de una manera tan sutil como maravillosa, los personajes evolucionan a marchas forzadas durante toda la película debido a las situaciones que se generan pero, pedagógicamente es un filme brillante si sois padres o docentes, sacaréis aún más partido a la divertidas escenas de la película.

Por cierto, Diesel La Torraca, el chico que interpreta a Félix, el sobrino de Dave, se merece no sólo una gran ovación, sino un Oscar al mejor actor porque no sólo borda su papel, es que sus escenas son tan grandes, soberbias y extraordinarias que probablemente las conviertan en lo mejor de la cinta además de convertirle en el gran roba escenas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: