«The Prince of Desire» de Brian Byrne

«The Prince of Desire» de Brian Byrne

banda sonora Brian Byrne compositor con c culturaLa banda sonora de «The Prince of Desire», de Brian Byrne, es la confirmación del deslumbrante talento de su compositor. Pese a que las películas a las que acompaña su música sean bastante desconocidas en el panorama internacional («Queen of Carthage» de 2014 es una cinta neozelandesa de escasa repercusión y la que ahora nos ocupa es una producción irlandesa de 2015 de similar calado), el lanzamiento en formato digital de su música permite cruzar fronteras y alcanzar a todo aquel dispuesto a descubrir las excelencias de nuevos creadores musicales.

Todas las virtudes señaladas en la banda sonora de «Queen of Carthage» se podrían repetir y amplificar aquí. Las líneas clasicistas de su tema inicial -que expone con sutileza el grueso de la orquestación de la obra- para piano, arpa y cuerda, arrancan agitadas y con poso melancólico, dando paso a un tema secundario luminoso de aires cuasi mágicos (que recuerda los mejores momentos de Rachel Portman). El piano predomina en los siguientes pasajes, algunos con halo fatuo, otros más rítmicos y juguetones, alternando su protagonismo con el arpa, el violín y el violonchelo.

El despegue definitivo de la banda sonora de «The Prince of Desire» es la pieza «At the Ballet», en la que Byrne desgrana -valga la redundancia- un pequeño ballet para orquesta con ataques de metal y percusión dignos de Bernard Herrmann o Christopher Gordon, seguido de un suntuoso, envolvente y bellísimo tema de amor -«Singing a different symphony»- en el que se cita el tema principal (plagio/coincidencia/temp-track?) de «Black Beauty» de Danny Elfman. Se añaden nuevos colores como la armónica o el acordeón, mientras se desarrollan los temas destacados hasta una hermosa recapitulación final de las melodías centrales. Una banda sonora soberbia a contar entre lo mejor de este luctuoso año 2020.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: